Donde todo empieza, cuando todo empieza

Making-off - Comentar -

 

        Desde hace mucho tiempo (concretamente desde la última vez que estuve) he tenido rondando por la cabeza la idea de volver a las lagunas de las “Fuentes Carrionas”. Uno de los lugares más recónditos en el corazón del Parque Natural, es además es un enclave singular por ser el nacimiento del Río Carrión.

         El III Rally fotográfico de la Montaña Palentina me ha dado el empujón y la disculpa que necesitaba para no posponer más esta salida.



                Doce horas de ruta entre ida y vuelta con veintidós kilos de mochila sobre los hombros, y una noche en completa soledad en uno de los lugares con más magia de nuestra montaña dan como resultado -es que no falla- una experiencia magnífica. También te aporta unas buenas agujetas y algún que otro moratón y esta vez, además, una foto finalista en el III Rally Fotográfico de la Montaña Palentina.



                Es cierto que puede no ser el mejor lugar si lo que buscas es una localización fotográfica “explosiva” para paisaje. De hecho está rodeado de enormes murallas de roca, las que fueron en tiempos el circo glaciar del que hoy quedan las lagunas como testimonio, y estás un poco metido en un hoyo. Por ello las primeras y las últimas luces llegan o muy tarde o muy pronto, respectivamente y tienes limitados el encuadre y la perspectiva.



        Yo era consciente de todo esto. Tanto es así que estuve tentado de quedarme arriba cuando, resoplando, pasé cerca del Tres Provincias y del Infierno, seducido por una puesta de sol o un amanecer “de libro". Pero me obligué a no parar y a seguir hasta las lagunas. Arriba ya he dormido otras veces (ver otros post en: https://www.wildphoto.es/blog/category/making-off) y esta vez quería vivir la experiencia de descansar de la chaqueta que me había metido de la dura jornada en un lugar diferente y mágico como es este.

            Debí de acertar porque me ha sabido a poco.



           Aparte, me resultó maravilloso encontrar tanta nieve aún en pleno mes de junio aunque esto supusiera una diferencia de temperatura de más de veinticinco grados respecto a los casi treinta del mediodía. Y es que rondaría los ceros grados esa noche allí sobre la nieve junto a las pozas. Pero reconforta un poco pensar que al menos había cargado el equipo para algo. De hecho, no me sobró nada: ni el plumas, ni el saco y la tienda… ¡ni el hornillo y la fabada!


 

           La foto en cuestión está tomada con un zoom-angular 24-70mm a 24 milímetros, ISO 640, f/11 y 1/60s y con trípode pero apoyado en un solo pie, y de forma un tanto inesperada cuando volvía de coger agua (bien fresquita) para el desayuno, en el punto justo donde nace el río Carrión.


 

"Donde todo empieza, cuando todo empieza"

Foto finalista del III Rally fotográfico de la Montaña Palentina

Laguna de Fuentes Carrionas, Montaña Palentina

 

Ver anterior